Reenvían conocimiento medida coerción a sacerdote acusado de matar joven

Luis Carrión. Fuente externa

"Imploramos del Señor la fuerza para seguir sirviendo al pueblo de Dios", concluye el comunicado distribuido a través de la Comisión de Comunicaciones de la Arquidiócesis de Santo Domingo. "¡Con esa sotana por arriba y nunca lo fue, es un demonio!", gritaba hoy a las afueras de la Oficina de Atención Permanente, Freddy Carrión, padre del menor Fernelis Carrión, de 16 años, abusado y asesinado por el suspendido sacerdote Elvis Taveras Durán, de acuerdo con el testimonio de este último.

El Ministerio Público había pedido este miércoles un año de prisión preventiva contra el sacerdote Taveras.

El fiscal Castillo dijo que la fiscalía solicitó un año de prisión y solo están a la espera de que el juez conozca la medida de coerción para subir audiencia. Según la narración, el sacerdote, párroco de una iglesia en un barrio popular al este de la capital, aseguró que después de haberle pagado 190 mil pesos (unos 4 mil 200 dólares) al adolescente, Carrión aún le exigía más dinero a cambio de las imágenes.

Si el sacerdote Taveras Durán en su ejercicio cometía esa aberración contra el menor Carrión Saviñón y su casa a diario era frecuentada por niños que alegremente recibían dulces y otros regalos, el Ministerio Público debe profundizar las investigaciones para determinar si existen otras víctimas y posibles cómplices. A la vez, manifestó su disposición "de colaborar con las investigaciones del caso y el proceso judicial que se derive del mismo" y pidió a las autoridades que, "basados en la verdad de los hechos, apliquen las sanciones previstas en el Código penal".

Taveras Durán habría admitido que mató a martillazos y puñaladas a Fernely (Tieni) y que montó el cadáver en su carro Nissan Sentra, rojo, y lo llevó a la carretera Guerra-Bayaguana, donde lo lanzó en un matorral. Se llenó de celos porque el hijo mío subió fotos de la novia a Facebook.

Relacionada:

Comentarios


Otras noticias